La cerveza es una de las bebidas más antiguas conocidas por la humanidad. Creada por los egipcios hace seis mil años, es además uno de los alcoholes más consumidos a nivel mundial.

En los últimos años, la industria cervecera ha experimentado significativos cambios. Países como Alemania sufren bajas históricas en su consumo, mientras que en otras latitudes su producción y demanda crece constantemente.

¿Quiénes son los mayores consumidores de cerveza en el mundo?

Diversos reportes sobre consumo de cerveza a nivel mundial, como los elaborados por Statista en 2018 o Kirin en 2017, sitúan a República Checa como el indiscutible primer consumidor de cerveza per cápita con más de 137 litros anuales.

Un lugar común en distintas mediciones como la de Statista o Euromonitor Internacional, es considerar a Brasil como el mayor bebedor de cerveza a nivel latinoamericano, con un consumo promedio de 64 litros anuales por persona, aunque el consumo ha caído en este país desde 2016 al igual que en otros países del orbe como Rusia o China.

Si bien la enorme cantidad de cerveza que se consume per cápita en Brasil no se encuentra en discusión, es interesante tener en cuenta un participante no siempre considerado en estas mediciones: Panamá.

El país centroamericano es una de las sorpresas de la región, ya que mediciones como la de Kirin y otras estadísticas nacionales, confirman un consumo anual por persona de aproximadamente 78 litros, acercándose mucho a los patrones de consumo de los principales países europeos.

¿Qué pasa con la cerveza en México?

Según cifras de Cerveceros de México, en los últimos cinco años el consumo anual per cápita ha crecido 8 litros pasando de 57 a 65 litros.

Si bien los datos aportados por informes internacionales no son tan optimistas, tampoco se encuentran tan lejos de dicha estimación. Los citados informes de Statista y Kirin estiman el consumo local en 61 y 62 litros anuales por persona.

Otro dato interesante, es que los consumidores mexicanos prefieren la cerveza producida localmente, tanto a nivel industrial como artesanal. Los grandes productores venden más de la mitad de su producción dentro del país, mientras que los pequeños cerveceros, incrementaron su producción en un 65% durante el último año.

Sin duda, la industria de la cerveza mexicana vive un gran momento. No solo porque se ha posicionado como el primer exportador y cuarto productor a nivel mundial, sino también por el crecimiento del consumo interno y el destacado auge de la cerveza artesanal.

Deja un comentario